La leyenda dice que fue sembrado hace millones de años en honor al dios del viento de los zapotecas hace más de 2000 años, lo cierto es que fue declarado por la Unesco como Patrimonio Cultural de la Humanidad, que bajo sus ramas que se extienden 58 metros de circunferencia 500 personas se pueden cubrir con su sombra; y que se necesitarían 30 personas con los brazos extendidos uno a otro para cubrir los 14.05 metros de circunferencia de su tronco.

En este enorme ahuehuete, el principal atractivo de la ciudad Santa María del Tule, en el estado mexicano de Oaxaca, los guías retan a los visitantes a descubrir las caprichosas formas de figuras en su tronco, desde un duende y un delfín, hasta elefantes, cocodrilos, venados y leones.

TULE, AHUEHUETE O SABINO, ESTÁ ENORME

 

 

Dejar respuesta